Lo llamemos Escape Room educativo, BreakOut, Serius Game, o Juego de Escape, este tipo de juegos permiten trabajar cualquier contenido curricular y competencia con una inmensa carga de motivación en nuestros alumnos.

Además de contenidos, podemos trabajar con ellos destrezas lógicas, cooperación, capacidades de negociación, diálogo y liderazgo; pensamiento lateral; creatividad; pensamiento lógico; es compatible con cualquier otra metodología activa; y lo mejor, es muy divertido.

En entradas anteriores os hablaba de llevar el juego al aula, entonces os hablé de herramientas digitales. En esta ocasión vamos a tratar otro tipo de juego, el Escape Room educativo al cual me he rendido últimamente (aunque también lo podemos digitalizar al completo).

¿Cómo hacer un Escape Room educativo?

Diseñar un Escape Room puede ser una actividad muy compleja, pero no siempre tiene por qué ser así. Podemos empezar poco a poco, con unos cuantos elementos y luego ir añadiendo complejidad al juego.

Elige los objetivos

Comienza eligiendo los objetivos que quieres trabajar con tus alumnos. No seas demasiado ambicioso al principio. Elige contenidos teóricos pero también competenciales, destrezas o habilidades.

Tema y narrativa

A continuación decide la temática sobre la que va a versar tu juego. Piratas, terror, zombies, apocalpsis, un hospital, colegio, etc. Y después inventa una historia que envuelva todo el juego. No todos los juegos de Escape desarrollan una historia, pero con este elemento se consigue involucrar mucho más a los participantes. Con la historia pretendemos que los alumnos tengan claro quiénes son en el juego, qué es lo que se espera de ellos y qué sentido tiene el juego.

Los puzzles

Esta es la parte laboriosa de la creación del juego. Debes tener en cuenta siempre las siguientes recomendaciones:

  • Relevantes respecto a la historia. Deben ser coherentes con ella y tener sentido dentro de la misma.
  • Relacionados con los objetivos que quieres conseguir.
  • Adecuados a los participantes. Para esto tendrás que conocer previamente quiénes serán, no es lo mismo preparar puzzles para adultos que para niños de Primaria.
  • Variados. No te centres solo en puzzles de tipo lógico, esto puede terminar aburriendo a tus jugadores.
  • En dificultad creciente. También es importante que los primeros puzzles sean fáciles de resolver e irlos complicando según avanza el juego.

Normas y pistas

Antes de comenzar el juego deberás advertir a tus alumnos sobre las normas a seguir una vez que este se inicie. Entre ellas puedes incluir:

  • Las relacionadas con su comportamiento dentro de la sala de juego. No correr, no forzar candados, no usar los teléfonos móviles…
  • Las relacionadas con el propio juego. El tiempo del que disponen, cómo deben solicitar las pistas si se encuentran atascados…

El gamemaster o maestro de juego, puede ofrecer pistas cuando vea que los participantes se atascan en un determinado puzzle. Antes de que estos abandonen y terminen el juego frustrados, es importante ofrecerles la ayuda adecuada para que puedan resolverlo y continuar su experiencia.

Bienvenida y despedida

Se trata de dos momentos fundamentales en le juego y que no hay que olvidar. Dar la bienvenida al juego introduciéndoles en la historia y generando ciertas expectativas, hace que los jugadores comiencen a vivir la experiencia antes incluso de entrar a la sala. Se trata de introducirles en el “círculo mágico” dentro del cuál se desarrolla el juego.

Igualmente a la salida del mismo debemos acompañar a nuestros alumnos hasta la situación de calma y vuelta al mundo real. Es el momento de intercambiar impresiones y evaluar lo aprendido.

Evaluación

Nunca olvides evaluar una experiencia de clase. Sea cual sea tu impresión tras la actividad, debes recoger la mayor información objetiva que puedas sobre ella. Te ayudará a mejorar dicha actividad y a tener una visión objetiva de lo que realmente ha sucedido en el aula.

Si quieres saber más puedes visitar Mi blog de tutoría, en la sección de Escape Room, encontrarás muchos ejemplos y materiales.

Espero que te haya servido de inspiración.