Al igual que todos los indicadores, medidores y luces en un salpicadero de un coche, la “analítica del aprendizaje” recoge datos de múltiples fuentes y presenta la información de manera clara para que el “conductor” (el alumno) puede adoptar determinadas decisiones.  Muchos programas curriculares de avance, así como en escuelas K-12 (sistema educativo americano), incorporan análisis de aprendizaje para a guiar a los estudiantes para lograr el un itinerario personalizado.

Las analíticas de aprendizaje se pueden emplear para identificar a los estudiantes, tanto para analizar su nivel de partida, como el de progreso y el de finalización, también para que los profesores, tutores, y los propios estudiantes pueden tomar las medidas necesarias para garantizar el mejor aprendizaje. Los maestros y los tutores emplean las analíticas de aprendizaje para entender cómo los estudiantes y grupos de estudiantes evolucionan a través de planes de estudio digitales con el fin de personalizar su aprendizaje. Los estudiantes aplican el análisis de aprendizaje para planificar sus metas educativas y realizar un seguimiento de su propio progreso .

analytics.001